NIÑOS ACTIVOS: LA IMPORTANCIA DE LA ACTIVIDAD FÍSICA

Compartir

Babytuto

22 de abril de 2024

shutterstock_116172670 (1) La primera infancia, es una etapa fundamental en el desarrollo de los niños de 1 a 5 años, ya que es en este período cuando comienzan a adquirir facultades específicas que le permitirán enfrentarse  a situaciones cotidianas de los próximos años.  Por esta razón es totalmente necesario incentivar la actividad física en los hijos con el fin de estimular el completo desarrollo del cerebro a través del ejercicio motriz. ¿Qué se consigue mediante la estimulación motriz? El generar la mayor cantidad de instancias donde los niños puedan moverse, provocará que los pequeños puedan desenvolverse con mayor facilidad en las siguientes etapas de sus vidas, como el colegio o la interacción con sus pares. Aunque cabe mencionar que para una exitosa estimulación motriz, es necesario que la actividad que el niño realice sea de todo su gusto. ¿Cómo  generar instancias de movimiento y ejercicio saludable para los hijos? Si bien el crear instancias de actividad física es importante, no hay que caer en un exceso. Habrán momentos en que los niños no van a querer jugar y no por querer desarrollar su potencial se les exigirá  más de lo que pueden. No hay que presionarlos. Los niños que transitan por la primera infancia no necesitan realizar ejercicios de velocidad, resistencia o fuerza, hay que invitarlos a realizar actividades donde la coordinación neuromuscular se trabaje. Sugerirles escalar, saltar o patear sería una muy buena idea. ¿La actividad física debe ser una rutina en los hijos? Lo que recomienda la OMS (2010) es que los niños efectivamente realicen ejercicios y participen de momentos que les permita moverse todos los días mínimo por una hora, aunque no es de estricto rigor que sea una hora de corrido, si no que puede distribuirse a lo largo del día. ¡Transformar cada instancia en diversión! Hay que recordar que estimular el área motriz de los hijos y potenciar un desarrollo completo del cerebro no significa sólo incentivarlos a realizar ejercicios específicos. El dar un paseo o realizar juegos junto con los padres es ideal para un crecimiento sano.  

Compartir