Juegos de mesa: Hay uno para cada etapa del desarrollo de tu hijo

Los juegos de mesa son juegos que apasionan a los niños por la sana intención de interactuar con los demás. Estos juegos están pensados para los niños mayores de 3 años, una edad en la que el niño comienza a estar preparado para aprender jugando con los otros. Desde el punto de vista didáctico, los juegos de mesa han ganado mucho terreno frente a otros como los video juegos. Dentro de sus ventajas se cuentan la oportunidad de aprender jugando y el hecho de crear un momento para compartir en familia experimentando nuevas formas de socializar que no tienen otros tipos de juegos.

La diversidad de los juegos de mesa está presente para complacer los gustos de cada niño, lo puedes encontrar de tipos cooperativos, estratégicos, para desarrollar habilidades de análisis, de memoria y hasta financieros para los más grandes.

La elección de un tipo de juego de mesa debe estar basada en la etapa en la que se encuentre el niño para que éste aproveche todas sus ventajas y beneficios. En este artículo conocerás los tipos de juegos más recomendados por etapa de crecimiento del niño.

Juegos de mesa en la etapa de 3 a 5 años

Los juegos de mesa ideales en esta etapa son aquellos que impulsan al niño al reconocimiento de los números, las letras, los colores, la ubicación de patrones de colores, etc. Uno de los juegos predilectos de los niños de esta etapa son las cartas como el juego de UNO, incluso antes de que el niño sepa el nombre de los números, ya sabe tomar una carta y pedir señalando la carta que necesita de acuerdo al color, la forma o el número dibujado. Aunque muchos juegos de carta necesitarán de habilidades que aún un niño entre 3 y 5 años no tiene, es un juego que se puede adaptar a todas las edades y que tiene muchos beneficios en el desarrollo mental del niño.

Otro juego de mesa ideal para esta etapa es el mosaico de madera. En este juego el niño deberá completar las 5 láminas ilustradas creando sus propios diseños. Con este juego él podrá identificar los dibujos que se presentan en las láminas y los padres pueden estimular al niño emitiendo sonidos similares al animal que aparece en el dibujo, de esta forma el niño desarrolla mejor sus habilidades sonoras y del lenguaje.

Juegos de mesa en la etapa de 5 a 7 años

Para esta etapa de crecimiento los niños están en la capacidad de seguir normas más estrictas para jugar en las que se requiere habilidades lógicas y secuencias numéricas. Un juego ideal en esta etapa es la lotería o el bingo. Es de los juegos de mesa más didácticos porque el niño desarrolla el razonamiento lógico y la secuencia numérica al mismo tiempo. Además, promueve las reglas o normas que deben tener las actividades grupales.

Así como este juego, existen muchos otros de reconocida trayectoria enfocados para desarrollar las matemáticas en los mas pequeños. Si quieres imprimirle más diversión y movimiento al juego familiar también te podemos recomendar para esta etapa el juego de las pirañas chifladas.

Juegos de mesa a partir de los 8 años

En esta etapa se recomiendan juegos donde el niño desarrolle habilidades de pulso y sentido del equilibrio como el que ofrece el juego de mesa Creazy Tower. Este juego radica en construir una torre estable con sus 26 bloques de madera apilados en columnas de tres, uno arriba del otro. Una vez construida, el juego consiste en ir eliminando cada bloque hasta que se derrumbe la torre. Naturalmente pierde quien la tumbe.

Del mismo modo, hay otro juego que no debería faltar para los tiempos de ocio en el hogar, se trata del juego Cranium. Este juego promueve impulsar talentos poco habituales a través de desafíos como, por ejemplo, deletrear una palabra al revés en el menor tiempo posible o dibujar con los ojos cerrados.

En el mundo de los juegos de mesa cada año nos sorprende más las propuestas del mercado con juegos didácticos perfeccionados a las necesidades de los niños por etapa de desarrollo. Sin embargo, los juegos clásicos de mesa como monopolio, escrable, ajedrez, damas chinas, ludo, entre otros, son clásicos que nunca pasarán de moda.