Sistema de anclaje ¿Latch, isofix o cinturón?

La seguridad en un auto es esencial, por ello, si ya eres papá, mamá o estás a punto de serlo, tus prioridades cambiarán radicalmente. Lo que antes te parecía lejano, ahora será una de tus principales preocupaciones y cuando se trate de viajar incorporarás en tu lenguaje términos como Latch, Isofix o simplemente cinturón.

De acuerdo a un estudio realizado por el Insurance Institute for Highway Safety actualmente los niños están mucho más seguros en un auto, debido al uso adecuado de los sistemas de anclaje para sillas.

¿Pero en qué consisten estos sistemas?

A la hora de decidirte por uno, lo más importante es conocer en detalle sus aspectos básicos, qué nivel de seguridad entregan y cuál es la diferencia entre uno y otro. 

Sistema Isofix

El objetivo de Isofix, sistema utilizado mayormente en fabricación europea, es evitar errores en la instalación de sistemas de retención infantil, algo que ocurre con frecuencia cuando se instalan sillas para niños con el cinturón de seguridad y no se siguen las indicaciones del fabricante. Cuenta con dos anclajes que forman parte de la carrocería del vehículo. A estos anclajes se engancha directamente la silla a través de unas barras rígidas. Se complementan con un anclaje superior, top tether, o uno inferior, pata de apoyo, para evitar que ésta rote o se vuelque.

Sistema Latch

Es la modalidad de anclaje mayormente utilizada en USA y su objetivo es garantizar la seguridad en su instalación. Aunque Isofix y Latch garantizan una óptima seguridad, hay que tener en cuenta que no son intercambiables, es decir, no debemos utilizar una silla de auto con anclaje Isofix en los anclajes Latch o viceversa. Al igual que el Isofix, este cuenta con dos anclajes inferiores que están en los asientos, normalmente en los traseros, y se encuentran en la base del asiento en su unión con el respaldo. Las sillas para niños adaptadas al sistema Latch cuentan con dos ganchos flexibles que se deben enganchar a los dos anclajes. La mayoría de las sillitas que miran hacia adelante cuenta con una correa superior o top tether que se engancha a esta ancla. Por el contrario, los asientos infantiles orientados hacia atrás no cuentan con ésta.

Cinturón

El cinturón de seguridad con tres puntos de anclaje se diseñó inicialmente para la protección de adultos, pero pronto se amplió su utilidad a la sujeción de sistemas de retención infantil. Muchos opinan que la elasticidad del cinturón en caso de impacto es mejor, puesto que el Isofix y el Latch reaccionan de forma mucho más rápida y provocan una deceleración mucho más brusca. Con el cinturón de seguridad el índice de deceleración va a ser más suave, consiguiendo que parte de la energía se disipe antes de que la silla se detenga totalmente.

Nosotros te informamos, pero finalmente la decisión es tuya. Lo más importante es que averigües bien sobre estos sistemas a la hora de comprar un auto o al momento de incluir una silla de bebé en tu vehículo actual. Tu bebé te lo agradecerá.