Claves para que el bebé duerma más seguro

Claves para que el bebé duerma más seguro

Para que el bebé duerma más seguro sus primeros meses de vida es necesario cumplir con una serie de medidas comprobadas por los científicos como más seguras para el descanso del bebé. El acto de dormir de los recién nacidos llegó a tener mucha atención en una época en que los decesos de los neonatos se producían al momento del descanso. Evidentemente que esto llamó la atención de la comunidad en general y determinaron que, en algunos casos, las condiciones necesarias para un descanso seguro no se cumplían.

La emoción de tener un nuevo integrante en la familia en ocasiones nos hace cometer ciertas imprudencias de manera inconsciente. Por eso, hoy queremos compartir contigo las claves para que el bebé duerma más seguro.

Evita la asfixia accidental

La asfixia accidental es la primera causa de muerte entre bebés sanos después de un mes de vida. Para evitar esto, es necesario que el bebé duerma en una superficie plana y lo suficientemente firme para que tenga un descanso placentero. Se ha especulado en la posición que debe tener al dormir, pero lo que sí es cierto es que los buches fluyen y es necesario ubicarlo en una posición que no le permita ahogarse.

Una recomendación realizadas por los expertos para evitar la asfixia accidental es el uso de chupetes mientras duerme. De acuerdo a un estudio realizado por la “Asociación del uso del chupete en la prevención de la muerte súbita del lactante” los neonatos que usan chupete para dormir están más protegidos frente a la muerte súbita.

Después de los tres meses de nacido

Los padres deben asegurarse que en la zona donde duermen esté libre de objetos sueltos como: mantas, juguetes, peluches y almohadas. Parecieran inofensivos, pero estos objetos pudieran contribuir a ocasionar accidentes relacionados con asfixias. En esta edad, los infantes se mueven y aún no tienen un control en sus movimientos, poniéndolos en desventaja frente a las emergencias. En este caso, el llanto seria la alarma mas inmediata como forma de llamar la atención por lo que debemos estar atentos a este tipo de avisos.

Lugares de descanso por excelencia

El mejor sitio de descanso para el recién nacido es la cuna como primera fuente de descanso. Esta posee las características necesarias para su seguridad, es plana lo que le facilita su respiración y segura por sus barandas. Otro sitio seguro para que el bebé duerma es la silla de coche, la gran mayoría de los niños, se duermen durante el paseo, quizá sea el movimiento o la brisa que los relaja. No te olvides de colocarle el arnés de seguridad que lo sujeta desde las entrepiernas y cinturas evitando resbalarse y caer.

También es considerado seguro el maxicosi o portabebés, ideal para las siestas cuando se desea trasladar al recién nacido, son cómodos, seguros y portátiles. Los portabebés poseen incorporados sistemas de seguridad avanzados que se adapta a los vehículos automotores, sujetándolo con el cinturón de seguridad sin importar el modelo. Sin embargo, la recomendación es nunca dejarlos solos.

No pierdas la paciencia cuando los pequeños pongan resistencia a estar en la cuna, coche o portabebés. Simplemente, hay que acostumbrarlos a cumplir con las normas desde muy pequeño. En ese momento te darás cuenta lo importante que es educar y el camino que debes recorrer.