¿Cómo elegir el saco de dormir apropiado para el bebé?

Cada niño tiene su propia manera de dormir, algunos pueden dormir en una sóla posición mientras que otros se mueven durante toda la noche, lo que nos lleva a un problema: se destapan. La mejor manera de asegurar que tu niñ@ no pase frío durante la noche es con un saco de dormir que sea adecuado para la temperatura de tu hogar. 

El grosor y el calor que aporta un saco de dormir, se mide según el TOG (peso). Mientras más alta sea la medida tog, más caliente y más grueso será. Pero es importante tener en cuenta la temperatura ambiente general de su dormitorio o de la casa, para elegir el que mejor se adapte a tu bebé, ya que es importante que no pase frío, pero es igual de importante que no pase calor por estar sobreabrigado. Para comprobar que no tenga demasiado calor, recomendamos que toques su nuca, ya que los bebés suelen tener las manos y los pies fríos. 

Para elegir cuál es el modelo adecuado para tu familia, te traemos esta tabla con los togs recomendados según la temperatura ambiente y el peso del saco de dormir: