9 consejos para enfrentar la vuelta a clases

Es normal que un niño no quiera volver al colegio después de tres meses de vacaciones y descanso, en especial considerando que cada año se suman responsabilidades mientras avanzan de curso.

No obstante, en algunos casos el rechazo que genera el ingreso a clases empieza a producir angustia en el menor, lo cual puede comprometer su desarrollo social, desempeño académico e incluso su salud mental.

Para cambiar la percepción negativa del colegio que tienen algunos estudiantes y amenizar la entrada a clases, la psicóloga de Centros Médicos Vidaintegra, Paulina Pérez, recomienda identificar la causa que desmotiva al escolar e integrarse como padres en el proceso educativo: La actitud de los papás es lo primero que hay que observar. Si ellos son muy autoritarios, se quejan constantemente y no participan de sus actividades, podrían favorecer que el niño o adolescente adquiera la misma actitud”, señala la especialista.

¿Cómo disfrutar del colegio?

Hay que tener en cuenta que el colegio es una parte esencial de la vida de los escolares, ya que pasan la mayor parte de su día en esta labor: “Para que disfruten de este proceso, es importante que sepan que a pesar de que se terminaron las vacaciones, no perderán sus espacios de descanso y recreación” afirma la psicóloga.

Para lograr una imagen positiva del colegio, Paulina entrega las siguientes recomendaciones:

  • Prestar atención a la causa que perturba su motivación y ayudarlo tanto a nivel de los padres como de los profesores.
  • Reforzar los logros y la autoestima del adolescente.
  • Buscar un colegio considerando sus habilidades, gustos y tradiciones familiares.
  • Realizar las tareas en casa de forma divertida, aprovechando de compartir y comentar anécdotas reales para que vayan visualizando lo interesante de ciertas materias.
  • No exigir perfección en el rendimiento académico y considerar que algunos ramos no son de su preferencia.
  • Conversar sobre las actividades que realizan durante el recreo para saber si son de su gusto o no.
  • Invitar a sus compañeros a la casa para mejorar el vínculo con ellos.
  • No dejar que las tareas en casa consuman toda la tarde, se deben considerar momentos de descanso, recreación y juego.
  • Tomar un buen desayuno y priorizar colaciones saludables para favorecer su energía y concentración.

Cuando las conductas de rechazo ante el colegio se trasforman en pataletas; es importante como padres mantener la calma, no obedecer al menor durante el episodio, esperar que se calme, luego escucharlo y llegar a un acuerdo.

Es normal que la jornada infantil no calce con tu horario de trabajo ni con el de tu pareja. Si tienes problemas con los horarios, siempre puedes acudir a servicios profesionales para el cuidado de tus hijos que te ayudarán durante esas horas. Utilizar niñeras o babysitters o servicios de afterschool a través de compañias seguras como Alba es una excelente alternativa, al proveer una red profesional tan segura cómo la de tu familia.

La psicóloga de Centros Médicos Vidaintegra, Paulina Pérez aportó información valiosa para desarrollar este artículo.

Otros temas que te pueden interesar: 

Comenta