¿Cómo controlar las pateletas de los niños?

Las pataletas forman parte del día a día de nuestros hijos, y se pueden dar con mayor frecuencia en algunos niños, principalmente en la edad de los 2 a 4 años.

Estas se pueden originar por deseos insatisfechos, como una manera de expresar su rabia o molestia y en muchos casos, con la finalidad de conseguir algo a cambio.

Es importante tener claro y recordar, en el momento en que nuestra paciencia se ve sobrepasada, que las pataletas de los pequeños no son con la intención de molestar o incomodar a sus padres, sino que es un método a través del cual intentan expresar o comunicar algo que necesitan o sienten.

Por esta razón debemos comprender qué es lo que buscan o necesitan e intentar encontrarle sentido a sus reacciones, así ayudaremos a nuestros hijos a controlarlas y lograremos que las pataletas vayan disminuyendo a lo largo del tiempo.

Y como sabemos que no es nada de fácil controlar las pataletas de los niños, ¡aquí juntamos unos tips que te pueden ayudar a manejarlas!:

  • ¡Ante todo mucha calma!
  • Lo fundamental es siempre mantener la calma, jamás perder el control, responder con enfado o gritarles (si lo haces, sólo empeorarás la situación).
  • ¡Escúchalos!
  • Preguntarle y poner atención en cuál es el problema, qué es lo que necesita, de modo que ellos se puedan expresar y nosotros como padres escuchemos con respeto y comprensión.
  • Dale las razones de por qué NO
  • Explícale breve y calmadamente a tu hijo el motivo del por qué “No”, para que ellos también comprendan.
  • Déjalos que se desahoguen

Intentar que escuche, cuando el niño está pasando por una pataleta es muy difícil, por lo tanto hay que primero intentar que se calme solo para que se desahogue y así este en un estado que le permita escuchar y poder hablar tranquilamente

Lo fundamental es mantener la calma siempre, ser pacientes y buscar la forma ideal para comunicarnos con los niños, así podremos entender su deseo o necesidad. En vez de discutir con ellos espera a que se calmen y háblale las cosas con tranquilidad para llegar a un acuerdo. Si ayudamos a nuestros hijos a expresarse de una mejor forma y les enseñamos a expresarse mucho mejor.

Estar alineado con la persona que cuida de tus hijos sobre este tema es fundamental para hacerlo con éxito, ya que puede que tu no estes ahí siempre. Hay muchas alternativas y es fácil perderse, por lo que te recomendamos ver la guía de servicios de cuidado que armaron nuestros amigos de Alba, para entender todas tus opciones, pros y contras.

¡Las pataletas irán quedando atrás! ¡mucha suerte!

Otros temas que te pueden interesar: