La delgadez podría dificultar el embarazo

En general, existe la creencia de que estar delgada es sinónimo de buena salud. Aunque en algunos aspectos podría ser desfavorable, esta condición dificultaría la tarea de tener un bebé.

Según un estudio realizado por el Centro de Fertilidad Avanzada de Chicago, las mujeres muy delgadas tendrían menos posibilidades de quedar embarazadas.

La investigación se realizó con 2.500 pacientes sometidas a fertilizaciones in vitro, las que fueron clasificadas como delgadas, normales y obesas. Los resultados, publicados en 2011, mostraron que las mujeres normales tuvieron una tasa de embarazo de 50%, las obesas 45% y las delgadas sólo 34%.

Los expertos enfatizan en que las mujeres muy delgadas tienen un bajo nivel de estrógeno, provocando que ovulación no suceda correctamente. Sin embargo, durante la fertilización in vitro todas las mujeres recibieron el tratamiento hormonal adecuado, por lo que el problema ocurriría en algún proceso posterior a la ovulación

Estudios anteriores señalan que es necesaria cierta cantidad de grasa corporal (alrededor de un 20-22%) para que las hormonas implicadas en el proceso de fecundación funcionen en forma correcta.

En definitiva, es importante controlar el peso y mantener hábitos saludables para tener un cuerpo sano y aumentar las posibilidades de embarazo. Lo ideal es que el índice de masa corporal (IMC) esté entre 19 y 25, para calcularlo se utiliza la siguiente fórmula: IMC = peso (kg) / estatura al cuadrado (m2).

Comenta