¿Es necesario tener un botiquín de primeros auxilios?

Los niños a partir del año se ponen cada vez más inquietos, porque están aprendiendo a caminar o ya saben hacerlo, por lo que es importante  estar preparados para los eventuales accidentes caseros.

Sí un niño sufre un accidente grave o heridas profundas lo recomendable es que lo vea un médico e indique el tratamiento a seguir, pero para tratar lesiones de menor gravedad se recomienda tener:

  • Gasa estirilizada
  • Cinta adhesiva
  • Antiséptico
  • Apósitos estériles y algodón
  • Tijeras
  • Pomada para quemaduras
  • Analgésico
  • Suero fisiológico
  • Alcohol para limpieza de superficies y desinfección de materiales
  • Parches curita
  • Jabón gel antiséptico
  • Guantes de procedimiento
  • Pinzas comunes
  • Tablillas de cartón o madera para inmovilizar
  • Vendas
  • Alfileres de gancho

Los botiquines deben estar limpios y fuera del alcance de los niños, idealmente en una caja con llave. Además, deben guardarse en un lugar fresco y sin humedad, y revisar periódicamente las fechas de vencimiento de los elementos.

Además, no se deben almacenar elementos que no se sepan usar, y todos los productos deben estar debidamente rotulados. También es bueno incluir el número de algún médico o de emergencia, para llamar ante cualquier eventualidad.
Otros temas que te podrían interesar: