¿Cuánto duermen los bebés recién nacidos?

Un bebé recién nacido duerme entre 16 y 18 horas por día. Sin embargo, por lo general los periodos de sueño son cortos, sin importar si es de día o de noche: duermen entre dos y cuatro horas ya que luego de esto, sienten hambre y despiertan para ser alimentados.

Este tiempo puede resultar agotador para los padres, porque se debe estar siempre atento y dispuesto a atender las necesidades del bebé. Es importante tener en cuanta que este periodo durará solo algunos meses, hasta que el recién nacido se adapte y aprenda a dormir por periodos más largos durante la noche.

Según diversos estudios, durante la sexta y octava semana, la mayoría de los bebés empiezan a dormir menos durante el día y un poco más durante la noche. No obstante, si el bebé despierta durante la noche, será por que necesita ser alimentado. 

Algunos hábitos que se pueden generar para que logren conciliar el sueño:

  • Identificar señales de cansancio: cuando el bebé se frota los ojos, tira la oreja o está más irritable tiene sueño.
  • Diferenciar el día y la noche; se puede lograr utilizando la luz natural y el ruido ambiente de la casa para las siestas de día.
  • Jugar durante el día; es muy positivo aprovechar los momentos del día en que está despierto para interactuar con el bebé, sin minimizar los ruidos normales de una casa; teléfono, música, entre otros.
  • No estimularlo por la noche; si el recién nacido despierta, será mejor no estimularlo..
  • Rutina para dormir; es mejor que no sea demasiado larga. Por ejemplo, bañar y una canción de cuna, bastará para que el bebé vaya entendiendo que luego de esto viene la hora de dormir.

Los pediatras recomiendan que un bebé recién nacido no pase mucho tiempo durmiendo sin haberse alimentado. Eso significa darle de comer cada 3 ó 4 horas aproximadamente, frecuencia que puede aumentar cuando se trata de bebés que nacieron prematuros o bajo peso.

En caso de que los papás crean que el bebé duerme mucho, o demasiado poco, lo mejor es consultar con el pediatra para saber si existe algún tipo de trastorno detrás de este comportamiento, o si no hay problemas, y solo se trata de la forma de ser del bebé.

Otros temas que te podrían interesar: